Muchos negocios y emprendedores enfrentan períodos de alta demanda alternados con temporadas casi sin actividad. Aquí algunas claves para tener en cuenta en temporada baja:
  • Identificar con claridad las temporadas para tu actividad: tener en claro cómo funcionan las temporadas y cómo se aplican a tu negocio en particular es un aspecto vital para todo emprendedor.
  • Diversificar tu negocio: la diversificación pasa por actividades/productos emparentadas con el principal. La idea es ampliar las áreas, de modo que el resto del año se puedan obtener rentas de otras acciones, que aunque no resulten tan lucrativas como la principal, aporten lo suficiente para aguantar en temporada baja.
  • Buscar aliados con otras empresas: hay otras empresas que también necesitan ayuda para sobrevivir en la temporada baja.
  • Reduce los gastos: la manera más directa que tienen algunos empresarios para combatir la temporada baja es reducir las horas de trabajo o reducir los días que están abiertos al público. Algunas empresas cierran momentáneamente sus oficinas, pero siguen activas a través de la página web o redes sociales.
  • Organizarse durante la temporada baja: los momentos con menos actividad son ideales para desarrollar nuevos productos, capacitarse, armar redes con otros emprendedores, renovar el local y salir activamente a comercializar los productos y servicios para la temporada alta.
  • Prepararse para responder en temporada alta: procesos ordenados, equipo de trabajo articulado y con objetivos claros, buena capacitación y niveles de inversión adecuados, son algunos de los recursos que pueden ayudar a mantener la calidad durante la temporada alta y optimizar la rentabilidad.

No se encontraron resultados

La página solicitada no pudo encontrarse. Trate de perfeccionar su búsqueda o utilice la navegación para localizar la entrada.